San Pedro de Rosales, antiguamente conocido como San Pedro Comolote, una de las sindicaturas más grandes del municipio de Navolato, cuyo pasado fue determinante en la historia mexicana. Cabecera central con una población aproximada de 4 mil 500 habitantes y una extensión territorial compuesta por 14 comisarías dedicadas principalmente a la agricultura y la ganadería menor, se ubica al oriente del municipio.

A escasos minutos de la capital del estado por la salida poniente, se encuentra este rincón, donde el olor de su aire y la hermosura de su gente, dejan una sensación de esplendor ante los ojos y el espíritu del visitante, pudiendo observar un pueblo que trabaja y se esfuerza por alcanzar el progreso.

El tiempo pasa y con ello todo queda en el olvido, prevaleciendo únicamente algunos recuerdos… esos recuerdos que le dieron lustre y gloria se conservan intactos en el museo comunitario de San Pedro. Como un viaje a esos tiempos que ya no se fueron, este recinto abre sus puertas con singular alegría a sus visitantes, para dejarles al descubierto su riqueza histórica.

Posee grandes atractivos naturales, históricos, culturales y tradicionales como son: naturaleza, aves, arquitectura, cultura, artesanías, fiestas tradicionales, gastronomía, comunicación y servicios.

Naturaleza.- Resaltan como atractivo natural, su extensa tierra agrícola, admirar sus atardeceres, caminar por la rivera del río disfrutando de su atractivo y el arte del trabajo que realizan las cribas de materiales pétreos.

Aves.- Durante la temporada de invierno, se pueden observar algunos patos canadienses, así como pichihuilas, gallinetas, patos buzos, palomas y codornices.

Arquitectura.- A pesar de los años, aún se localizan algunas casonas con sus portales y grandes patios, el colorido de la teja que podrás observar al recorrer el trazo de sus calles, así como el Templo de San Pedro Apóstol, su quiosco y bellos jardínes que adornan la céntrica plazuela. Caminando por el camino real, podrás admirar el verde colorido de sus árboles que te transportarán al obelisco construido en honor de los vencedores de una gran batalla un 22 de diciembre de 1864.

Cultura.- Uno de los tesoros sin duda alguna, es el museo comunitario que guarda la historia, tradición y cultura de un pueblo. También el templo de San Pedro es un atractivo donde podrás vivir y participar en las celebraciones como el viacrucis de semana santa, la fiesta del santo patrono el 29 de junio, el 12 de septiembre día de la Virgen de Guadalupe y el tradicional desfile cívico militar el 22 de diciembre.

Artesanías.- Aún podemos encontrar personas que se dedican a la elaboración de trabajos de bordado, tejido, deshilado y otros como piñatas, papel picado y recuerdos para fiestas; uno de los maestros más conocidos en este ramo es sin duda alguna el señor Benjamín Inzunza Angulo (El Chino).

Fiestas tradicionales.- Sobresalen la fiesta del santo patrono, el 29 de junio, el viacrucis de semana santa, tradición de más de 80 años y el desfile cívico militar del 22 de diciembre conmemorando la batalla de San Pedro.

Gastronomía.- A diario podrás disfrutar de ricos platillos como las carnitas de puerco, la sabrosa birria de chivo, tacos de barbacoa, pollo al carbón, antojitos mexicanos y las inigualables tortas de La Güera.

Comunicaciones.- En lo que respecta a las vías de acceso, se puede llegar por la carretera a cuatro carriles Navolato-Culiacán, con 7 rutas de transporte regional y una ruta exclusiva de transporte urbano, San Pedro-Culiacán, además nos encontramos a escasos 8 minutos del aeropuerto internacional de Culiacán.

Servicios.- Teléfono, telégrafo y correos, entre otros.

En Návola Restaurant, lugar tradicional y el mejor lugar para consumir alimentos en Navolato, puedes disfrutar de una gran cantidad de platillos para tu desayuno, comida o cena, sabrosas pizzas, bebidas, nieves y una gran variedad de postres para que puedas acompañarlos con una buena plática. Visítanos, estamos ubicados en Almada y Rosales S/N, Centro, Navolato, Sinaloa, México o comunícate al teléfono: (672) 727-14-44.

Fuente: Ayuntamiento de Navolato